Menu

Detienen a Adriana Fuentes; y sí es cuestión de apellidos

Definitivo: ayer lunes 12 de abril de 2021, la torpeza política del gobernador de Chihuahua, Javier Corral, catapultó como fuerte candidata a Adriana Fuentes Téllez a la Presidencia municipal de Ciudad Juárez, luego de ser detenida durante la mañana por agentes de la Comisión Estatal de Seguridad Pública del Estado de Chihuahua.

La detención de la candidata priísta, en conjunto con otras 13 personas más, se llevó a cabo con uso evidente de violencia y abuso policial. Fuentes Téllez se encontraba en un campamento de resistencia que levantaron vecinos y comerciantes del lugar contra la construcción de una de las obras laterales a la ruta troncal que se construye en la ciudad fronteriza, en las postrimerías de un gobierno fracasado.

Junto a la candidata arrestaron a una integrante del Comité Ejecutivo Nacional del PRI y al dirigente municipal del Partido Revolucionario Institucional, Jaime Cano. Se le mantuvo detenida durante varias horas en las instalaciones de la Fiscalía General del Estado. 

Posteriormente fue trasladada a un hospital particular en donde se le diagnosticó un esguince cervical. Finalmente, fue liberada en medio de declaraciones de apoyo por altos funcionarios priístas a nivel nacional. Alejandro Moreno, presidente nacional del PRI, externó de inmediato su apoyo a Fuentes. El senador priísta, Heriberto Galindo, hizo público un pronunciamiento contra el gobernador de Chihuahua, repudiando el uso de la violencia contra su correligionaria. Garrido solicitó un espacio en la tribuna de la Cámara de Senadores para hacer un pronunciamiento sobre el referido arresto.

Las declaraciones públicas de Javier Corral le atizan al fuego de la rebelión. El gobernador se define como un adalid de la ley sin fijarse en apellidos, argumento a modo para salir del paso, ya que si se tratara de Alejandra De la Vega otro sería el caso, como se advierte en la obra que afectará al parque El Chamizal, que es patrimonio público de todos los juarenses y se le pretende afectar con intereses privados. 

Los detenidos sostienen que la obra además de ilegitima es antipopular, porque no fue autorizada por el ayuntamiento de Ciudad Juárez, como correspondería. 

Lo que no cabe duda es que Adriana Fuentes Téllez acaparó los escenarios a nivel nacional. 

¿Estamos presenciando una disputa al interior del grupo de empresarios que mantiene la hegemonía en el estado o es otro espectáculo del circo romano en donde el gobernador le hace el caldo gordo a los priístas? Al tiempo.

Categorías:   Columna

Comentarios